Tu Noticia Express / Facebook Twitter Google+ Pinterest LinkedIn WhatsApp

La temática sobre las relaciones sexuales siempre suele provocar pavor para casi la mayoría de los padres, por el hecho de que al llegar el momento donde la curiosidad de nuestros hijos comience a cuestionar aspectos como: ¿De dónde vienen los niños? O ¿Por qué los niños y niñas se besan? siempre prevalecerá el deseo de querer saber más.

Para algunos, tal vez no les resultará difícil darle docencia a sus retoños sobre este tema, mientras que otros empiezan el famoso juego “Dile a tu madre o tu padre”. Pero, lo más importante es estar siempre preparado y listo para cuando se presente el día en el que nuestros infantes y adolescentes quieran expandir y ampliar más su facultad de conocimiento sobre la naturaleza humana.

Es por eso que aquí te presentamos los 5 consejos básicos para conversar sobre las relaciones sexuales con nuestros hijos:

– Utilizar materiales ilustrativos: Los detalles explicativos para nuestros niños siempre serán buenos, ya que las dinámicas ilustrativas ayudarán a un buen entendimiento sobre la materia.

– Hablarles siempre con el lenguaje adecuado: Usar los términos adecuado ayuda a que nuestros infantes y adolescentes siempre reconozcan las consecuencias y causas que implica las relaciones al practicarlas sin protección.

– Lo importante es educar no informar: La educación siempre será lo más primordial para los jóvenes porque los primeros modelos a seguir en los hogares son los padres, por eso procuren transmitir la docencia de los buenos valores al momento de hablar con sus hijos sobre este tema.

– Saber qué tanto conocen sus hijos sobre este tema: Es importante ver el nivel conocimiento de nuestros hijos sobre las relaciones sexuales, ya que pueda que tengan información diferente a la adecuada, es decir, que hayan escuchado o visto contenido pornográfico y piense que eso es lo correcto.

Enseñarles siempre el funcionamiento de los órganos reproductores: Utilicen siempre verdad sobre el pene o vagina y para qué sirven exactamente, siempre y cuando sea de manera adecuada.