Consejos Fitness /

¡Hola de nuevo! Espero que hayáis tenido un verano de película.

Ahora que volvemos a la rutina, lo más probable es que las ocho horas que pasas delante del ordenador te pase factura con forma de dolor de espalda.

¿Que por qué os quiero contar esto? Pues simplemente porque una clienta que está embarazada está sufriendo de ciática, y me pareció buena idea dar algunos consejillos sobre ese tema.

La ciática es un dolor en las lumbares que se extiende a caderas y piernas y puede resultar muy molesto. Así que vamos a ver por qué se produce y cómo aliviar la ciática en el embarazo.

El nervio ciático o nervio isquiático es el nervio más grueso del cuerpo humano. Se denomina ciática al dolor producido por un problema de salud o un estado determinado, como puede ser el embarazo. Durante la gestación, el aumento del tamaño del útero puede provocar que éste ejerza presión sobre otras zonas, como la del nervio ciático. Cuando esto ocurre la mujer embarazada puede sentir molestias y dolor al cambiar de posición o al caminar.

Sigue estos consejos para aliviar la ciática si estás embarazada

Lo primero que deberías hacer es informarte acerca de la ciática y asegurarte de que tu dolor tiene su raíz en este problema, que afecta aproximadamente a un 35% de las mujeres embarazadas . Para estar segura de que sufres de ciática, deberás consultarlo con los profesionales médico del servicio de urgencias o a tu ginecólogo. Si efectivamente sufres dolor de ciática, te aconsejamos que sigas algunos trucos:

Descansar y dormir bien. Cuando estamos embarazadas es fácil adoptar malas posturas en la cama. Lo más aconsejable es que reposes sobre el lado izquierdo y con un cojín entre las rodillas, así como colocar otro cojín bajo la barriga. No engordar en exceso. Tu ginecólogo y comadrona serán los responsables de registrar tu peso periódicamente y avisarte si deberías acelerar el aumento de peso o si, por otro lado, deberías tener cuidado y no ganar peso tan rápido. Vigila los movimientos bruscos. Adoptar buenas posturas y no realizar brusquedades o esfuerzos innecesarios es básico para no sufrir de ciática. Practicar el yoga. El yoga prenatal es ideal para mantenerse en un estado físico excelente durante el embarazo. También recibir masajes puede ayudarte con los dolores de piernas y ciática. Caminar y realizar ejercicio. Descansar y relajarse no está enfrentado con mantener una correcta actividad física diaria. Dar largos paseos y levantarse a menudo, sin permanecer de pie mucho rato, puede ayudarte a aliviarte la ciática.

¿Conoces algún otro consejo para aliviar la ciática? Compártelo con otras futuras mamás para que puedan disfrutar como se merecen del embarazo. Y no olvides hablar con tu médico si el dolor persiste.

¡Suscríbete! Suscríbete para recibir todas las novedades antes que nadie

Nombre Email Comparte esto: Facebook Twitter Etiquetas: ciática dolor de espalda lesiones lumbago lumbalgia salud