El Comercio de Perú / Seguir a @tecnoycienciaEC En concreto, el estudio coordinado por el doctor Michael Miller, profesor de medicina cardiovascular en la Universidad de Maryland, remarcó que los altos niveles de  colesterol  bueno no son previsores independientes de buena salud cardíaca.

“Desde luego no hay duda de que el HDL tiene un papel protector, como también demuestra el estudio, pero ha sido exagerado”, apuntó Miller, en la investigación divulgada en la revista científica “Circulation: Cardiovascular Quality and Outcomes”.

El investigador señaló que el HDL debería ser visto en realidad como una tercer prioridad, por detrás del LDL en primer lugar y los triglicéridos en segundo”.

El estudio se basó en los niveles de lípidos de 3.600 hombres y mujeres que no habían tenido problemas cardíacos en 25 años.

Tras aislar cada una de estas categorías y elevar o reducir sus niveles, concluyeron que los altos registros del colesterol bueno no eran suficientes para prevenir riesgos cardíacos.

El buen  colesterol  ayuda a transportar el  colesterol  “malo” de las arterias de vuelta al hígado, donde es filtrado para que salga del cuerpo.

El nivel óptimo de HDL es 100 miligramos por decilitro, mientras que es considerado alto si excede los 160.

Fuente: EFE