Hoy.com.py / Fuerza y admiración son las cualidades que resaltan en la nueva portada de la revista estadounidense donde la protagonista es la tenista, Serena Willians. En la entrevista, que saldrá en agosto, la leyenda del tenis femenino confiesa cómo se sintió al descubrir su embarazo a dos días de comenzar el Abierto de Australia, y anuncia que volverá a las canchas en enero del 2018.

Bajo la lente de la fotografa, Annie Leibovitz, la nueva producción de la revista norteamericana tiene como portada a la tenista, Serena Williams.

En una entrevista exclusiva, Williams, de 35 años, revela que realizó hasta seis pruebas de embarazo para asegurarse de su estado, cuando entrenando se dio cuenta de que no se contrataba bien físicamente como siempre.

Incentivada por una amiga, quien le sugirió realizarse un test, Serena accedió a realizarse la prueba por dos motivos: para demostrarle a su confidente que estaba equivocada y porque le parecía divertido ?como una broma?.

Sin embargo, la sorpresa llegó a dos días de comenzar el Australian Open: ?Oh, Dios mío, esto no puede ser. Tengo que jugar un torneo?, pensó en ese entonces.

Pero la tenista acabó jugando y conquistando el trofeo en el Melbourne Park.

Además, la ex número 1 habla acerca de la relación que mantiene con el padre de su primer hijo, Alexis Ohanian, el empresario y cofundador de la red social Reddit.

Ambos se conocieron en mayo del 2015 durante un desayuno en Roma, y comenzaron su relación meses después. Aunque no son visibles juntos por el ojo público, Williams siempre lo mantiene presente en algún posteo en su cuenta de Instagram.

La deportista también se encargó de realizar un anuncio que no pasará desapercibido y es que asegura que en enero del 2018 regresará a los torneos: ?No creo que mi historia haya terminado todavía?.

Durante la entrevista, Serena toca temas sensibles como la polémica de algunos comentarios que le tocó recibir. Como, por ejemplo, los dichos del extenista estadounidense, John McEnroe, quien los promulgó durante una entrevista en la radio NPR.

El deportista había afirmado que Serena es una jugadora increíble pero que esa suerte no correría en un circuito de hombres: ?Si ella jugara sería como la 700 en el mundo?. Ante esto, la pequeña de las hermanas Williams no se calló y le contestó en Twitter que mantuviera respeto en este momento que está en el proceso de tener un bebé.

No obstante, las ofensas hacia su color de piel también son constantes. En abril, la futura mamá le respondía a Llie Nastase, extenista rumano, que se refirió a la noticia de su embarazo con un humor ofensivo: ?Veremos de qué color es, ¿chocolate con leche??.

Aun así, fuerte y decidida, Serena Williams no se achica ante nadie. Siendo esta la segunda vez que posa desnuda – la primera fue en la edición especial para ESPN llamada Body Issue- la tenista más ganadora de la historia se siente segura y en su mejor momento.