@TipsFemeninos // Espacios públicos de conexión entre el arte y la naturaleza // Definitivamente en una sociedad tan moderna y tecnológica como la actual lo que más necesitamos son espacios al aire libre. Lugares donde podamos reencontrarnos con nosotros mismos, espacios que nos brinden la tranquilidad suficiente como para recobrar el equilibrio. Cada vez que pienses en una actividad intenta enfocarte en lugares como el que se describe en las siguientes líneas:

Conciertos de jazz a la luz de la luna. Funciones de ópera en un patio andaluz. Clases de pintura en un jardín francés. Un paseo de esculturas con vista al parque Tres de Febrero. Talleres de arte para chicos y grandes frente al río. En primavera y en verano, los jardines de algunos museos de Buenos Aires funcionan como escenario natural de una variada oferta de actividades culturales. Así, además de recorrer las salas donde se exhiben las muestras temporarias y permanentes, el público puede disfrutar de espectáculos musicales, teatro, ciclos literarios y de cine. Todo al aire libre, en espacios verdes que en la mayoría de los casos cuentan con cafetería, bancos y mesas bajo los árboles y servicio gratuito de Wi-Fi.

Recientemente renovados, los jardines del Museo Nacional de Arte Decorativo y del Museo de Arte Español Enrique Larreta son un legado europeo. Inspirado en el parque del Palacio de Versalles, el prestigioso paisajista francés Achille Duchêne diseñó hace casi cien años el jardín de la residencia de Matías Errázuriz, sede del Museo Nacional de Arte Decorativo desde 1937. Con el paso del tiempo, el jardín había perdido sus rasgos más importantes.

Para reproducir el diseño original se utilizaron planos y fotografías de la época, que mostraban el esplendor de los canteros florales, los setos de laurel y un particular mosaico vegetal, el sello de Duchêne. En el centro del jardín está la fuente de los cisnes, rodeada por senderos de follajes recortados que evocan diseños versallescos. En ese marco verde y perfumado, los martes y viernes de febrero se dictará un taller de acuarela para aprender a componer con líneas, colores y manchas.

Esta semana, Alberto Bellucci, director del MNAD, recibió una buena noticia: la Asociación Duchêne, que reúne a los propietarios de jardines diseñados por Achille Duchêne y su padre, Henri, en diversos países, distinguió el trabajo en el Palacio Errázuriz con el premio Duchêne 2015.

RM

@TipsFemeninos