El Oriental / Hace algunos meses la actual Miss Universo Demi-Leigh Nel-Peter, fue duramente criticada en las redes sociales por subir una foto a Instagram durante su visita a un orfanato en la que la mayoría de los niños tenían VIH.

El escándalo se debió a que la representante de Sudáfrica usaba guantes de látex al encontrarse cerca de los niños y esto desató una cantidad de insultos hacia ella lo que provocó que se viera en la obligación de responder la razón de este hecho.

?Estábamos trabajando con comida y con niños. El único motivo que tuve para ponerme los guantes era ser lo más higiénica posible. Mi motivación ha sido malentendida. Estoy triste de que se haya tergiversado. Espero que puedan ver lo que de verdad hay en mi corazón? respondió la actual reina en una publicación en Twitter.