Primicia / Especialistas recomiendan amamantar hasta los 2 años. “Ahora mi bebé tiene 13 meses, cuando lo amamanté por primera vez no tuve dificultades, al hacerlo sentí como si lo hubiese hecho toda la vida.   Llegué a tener dolor porque se me llenaban los senos, luego de 15 días me los estimularon y fue muy incomodo. Él es mi primer hijo, se siente raro darle pecho, pero nada mejor que alimentarlo de mí, es algo que no tiene comparación”, así vivió y así vive Dulce Peñalver   la lactancia como madre primeriza.

En la actualidad cada vez son más las madres en pro de la lactancia materna por diferentes factores.

Los especialistas pediatría sostienen que, en primer lugar, está la búsqueda de una conexión afectiva entre madre e hijo.

En segundo plano la situación país ha llevado a las mujeres a sustituir fórmulas lácteas y alimentos por la leche materna.

Hugo Lezama, médico pediatra, explica que el proceso de lactancia debe iniciar en el nacimiento del bebé y como mínimo durar hasta los seis meses.

Dice que es necesario extender el proceso hasta los 2 años de edad para que el infante se desarrolle de manera idónea.

Zulma Jaramillo, directora de la Maternidad Negra Hipólita en San Félix, agrega que la leche materna es vital para el sistema inmunológico del bebé.

La llega a considerar como la primera vacuna que recibe el recién nacido. “Al ser amamantado, el niño recibe todos los anticuerpos que le permiten desarrollar defensas para combatir enfermedades; esto se da en mayor cantidad cuando consumen el calostro, una leche amarilla que contiene la mayor cantidad de nutrientes y vitaminas”.

“Es necesario ese primer contacto de la madre con el bebé y hacer extensiva la relación desde el vientre para mantener el vínculo. Las madres generan hormonas, lo que da lugar al éxtasis y le da placer al bebé”, explica, Bárbara Ortega, especialista en Programación Neurolingüística.

Dificultades al amamantar Cuando se habla de amamantar, se hace referencia a varias complicaciones, estas molestias se caracterizan por intensos dolores en la zona.

En algunos casos los especialistas intervienen para ayudar a la fémina.

Jaramillo sostiene que la principal complicación al momento de amamantar es que no se hace de manera correcta. Destaca que se debe lactar durante 30 minutos en un seno y 30 minutos en el otro.

Asegura que otra de las molestias se crea cuando algunas mujeres no desarrollan el pezón de manera adecuada.

Ante esto hacen uso de una jeringa de 20 centímetros cúbicos (Cc), la insertan y succionan hasta formar el pezón.

Otro de los inconvenientes que se presentan durante esta etapa es la mastitis, a la que se le debe prestar mucha atención porque se caracteriza por la inflamación de la mama, produciendo secreción de pus y sangrado, por lo que se amerita la ayuda de un especialista.

Situación país, ¿cómo amamantar? Venezuela atraviesa por una crisis económica y esto dificulta la compra de algunos alimentos. En ciertos casos se trata de escasez, mientras que en otros el dinero no alcanza.

De esta situación son víctimas madres e hijos, quienes deberían tener un régimen alimenticio adecuado, con una dieta balanceada durante los primeros meses de vida del pequeño.

Hugo Lezama aclara que si no se alimentan, ambos estarán desnutridos. “Las madres tienen que comer de todo, pero sano, balanceado, de manera moderada y tomar como mínimo diez vasos de agua al día”.

“Las madres cuando van a lactar no pueden ingerir todo tipo de alimentos, tienen prohibido el queso, huevo, granos, entre otros. Esos alimentos pueden ser perjudiciales para el bebé”, así lo manifiesta Zulma Jaramillo.

Los infantes se ven perjudicados con las fórmulas, pues estas escasean en ciertos momentos y si están disponibles para la compra su precio es muy alto.

Lezama sostiene, además, que estos envases son manipulados por personas inescrupulosas, al punto de mezclar cal con el contenido, lo que ha llegado a originar graves consecuencias en el organismo de los pequeños.

Un grupo de madres recluidas en la Maternidad Negra Hipólita reconocen que aunque deben cumplir con una alimentación adecuada, comen lo que se puede, incluso “una arepa pelada”.

La lactancia y el VIH+ A pesar de que algunas mujeres hayan sido diagnosticadas con el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH), es posible que sus bebés nazcan sanos.

En estos casos Hugo Lezama recomienda que no se les suministre leche materna, ya que la madre puede contagiarlos por esta vía; sucede lo mismo con la hepatitis y personas anémicas.

Banco de Leche En la Maternidad Negra Hipólita disponen de un Banco de Leche, creado con la finalidad de que las madres asistan para ayudarlas a extraer su leche.

El producto obtenido es pasteurizado, esterilizado y refrigerado. Pero este proceso no es tan simple porque las mujeres son sometidas a exámenes médicos para comprobar su estado de salud y resguardar a los menores de algunas enfermedades.

En la actualidad la leche no es pasteurizada debido a la carencia de caldo de bilis verde brillante, sustancia esencial en este proceso, lo que hace que esta permanezca cruda.

Lourdes Fernández, asistente de nutrición de la maternidad, ofrece las estadísticas del lugar correspondientes a junio de 2018.

Asegura que   han llegado a atender a 384 madres. El promedio de leche extraída hospitalaria es de   40 mujeres, las beneficiadas con la jornada de capacitación y orientación han sido 360 madres.

Entre otros datos, la media de leche recolectada es de 31.830 ml y las madres diagnosticadas con mastitis han sido tres.

Beneficios de la Lottt Las madres trabajadoras están amparadas en el artículo 345 de la Ley Orgánica del Trabajo, los Trabajadores y las Trabajadoras (Lottt).

En el mencionado apartado se expresa que las madres que se encuentren en el proceso de lactancia, deben gozar de dos descansos diarios que constan de media hora cada uno.

Si el Centro de Educación Inicial no cuenta con una sala de lactancia el permiso será extendido hasta por una hora y media.

Lactados vs. no lactados La directora de la maternidad asegura que los infantes que han disfrutado de la lactancia materna pueden desarrollar mayores capacidades que las personas que nunca fueron lactadas.

“El niño que es amamantado desarrolla más capacidades, mejor coeficiente intelectual y está seguro de no sufrir dificultades en el organismo; va a ser un niño con un sistema inmunológico fuerte, en comparación de quienes no probaron la leche materna, los cuales sí pueden tener un sistema de defensas débil”, sostiene Zulma.

Los especialistas coinciden en que es necesario retomar la lactancia y que no solo se debe hacer por una situación económica para sustituir un alimento escaso.

Consideran que esto debe ir más allá para crear un verdadero vinculo afectivo entre ambos.

Así la viven ellas “”Yo soy madre primeriza, te confieso que mi seno no está produciendo leche, eso me ha generado mucho dolor. Pero debemos de pegar al niño y hacer el sacrificio y ahorita como lo que hay “, expresa Berta Pérez.

“A mí me dio preeclampsia, eso me obligó a comer los alimentos bajos en sal y llevar una dieta, pero como lo que puedo debido a la crisis que hay. Tengo dos hijos, sentí dolor porque no tenía pezón”, acota Deimaris Márquez.

“”A pesar de la situación país yo procuré tener una buena alimentación y eso da una gran ventaja en cuanto a la salud tanto de la madre, como la del bebé. Para producir leche yo tomaba mucha avena”, enfatiza Dulce Peñalver.