@TipsFemeninos // Tips para quemar calorías // Miami. La caloría es una unidad de energía, y esto quiere decir que, si determinado alimento aporta 100 calorías , esta será la energía que podría recibir el organismo al consumirlo.

El cuerpo necesita energía para vivir, y esta debe provenir de los alimentos que se consumen. Sin embargo, comer más calorías de las que se gastan a través del ejercicio físico, puede dar lugar a un aumento de peso.

La mayor parte de los alimentos y bebidas contienen calorías, dado que aportan nutrientes que brindan energía al organismo. Estos nutrientes son los hidratos de carbono, las proteínas y las grasas. Otros nutrientes, como las vitaminas y los minerales, también son componentes de los alimentos, pero a diferencia de los anteriores, no aportan calorías.

Para saber cuántas calorías tiene un alimento, se debe echar un vistazo a la tabla nutricional en la etiqueta, donde la energía está expresada en kilocalorías y muchas veces también en kilojoules, un equivalente matemático de las mismas. La etiqueta describe, además, los gramos de carbohidratos, proteínas y grasas que lo componen. La cantidad de energía que aportan al organismo cada uno de estos componentes es la siguiente:

Carbohidratos: 4 kilocalorías/gramo Proteínas: 4 kilocalorías/gramo Grasas: 9 kilocalorías/gramo Ahora bien, las calorías que una persona necesita consumir por día está condicionada por el gasto energético total que depende del metabolismo basal, del efecto termogénico de los alimentos, del trabajo muscular y del factor de injuria.

El metabolismo basal es la energía que el cuerpo gasta para llevar a cabo sus funciones vitales básicas y mantener la temperatura corporal. Este valor, a su vez, se ve afectado por la superficie corporal, la masa magra, la edad, el sexo, el embarazo, la raza, el clima, las alteraciones hormonales y el estado nutricional actual, entre otros factores.

El efecto termogénico de los alimentos es el consumo energético que implica la digestión de los mismos.

El trabajo muscular, también llamado factor de actividad, es la energía consumida como consecuencia de las diferentes actividades, que varía de acuerdo al grado de actividad física que se realice y puede ser leve, moderada o intensa.

El factor de injuria es el gasto energético adicional cuando existe una enfermedad y varía según el tipo de patología, el grado de severidad y la duración del proceso patológico.

Fuente: comermejor.com.uy