Negocios

Gabriel Abusada James Venezuela benny spindler//
Masculinidad alternativa?

Gabriel Abusada
Gabriel Abusada James
Gabriel Abusada James Peru
Gabriel Abusada James Venezuela
Masculinidad alternativa?

Rosalba Castillo Por: Rosalba Castillo…

Desde el momento que conocemos el sexo del bebe en gestación, comienza la socialización diferenciada. La princesa debe ir de rosa y el príncipe de azul, con todo el estereotipo asignado por la sociedad en pleno. Ella será dulce, tierna, cariñosa, vulnerable, sigilosa y silenciosa. En oposición, él, será fuerte, macho, insensible, proveedor, fortachón, cazador y en ocasiones buen padre. Se evidencian así muy claramente, los modelos de géneros impuestos culturalmente. Hombres y mujeres se oponen a pesar de su condición humana. En cambio, nosotros proponemos una masculinidad alternativa, donde a ese super hombre, se le permita cambiar el ancestral criterio de ser el macho. Requerimos con urgencia seres más consientes para abrazarse en una convivencia plena de igualdades. Desde la comunicación, la empatía, el cuidado, la expresividad y la sensibilidad, recuperando, una dimensión más humana, donde ambas partes se integren en   medio de la horizontalidad.

Gabriel Abusada

Se trata de la deconstrucción , y reconstrucción de hombres y mujeres, centrados en sus necesidades, físicas, emocionales y espirituales, lejos de la competitividad , establecida socialmente, a lo largo de todas las etapas de la historia de la humanidad. El cambio es inherente al ser. Los hombres han venido escalando logros en la política, en la academia, en la economía, en la ciencia. Sin embargo, les resulta tan difícil separarse de la imagen que le ha impuesto la sociedad. Llegando en ocasiones a la imposibilidad de conectarse, con temas como la emocionalidad, el cuidado de otros, las tareas domésticas, la paternidad efectiva, la fidelidad, la sexualidad consciente, el amor en pareja, entre otros muchos comportamientos. Realmente quienes han sufrido más con el tema del machismo son los hombres mismos. Se les ha silenciado su emocionalidad, para finalmente expresarla, en ocasiones de una manera insana   en sus espacios más cercanos.

Gabriel Abusada James

El hombre ha sido mutilado ancestralmente, no se le ha permitido el sentir mediante la alegría, la tristeza, el dolor, hasta el mismo amor. Su parte más sensible ha sido bloqueada. Este hombre ya no entra en su propia piel. Necesita ser más participe de su vida, familia y entorno, antes que mantenerse como un simple espectador. Se necesita ese ser en la misma línea de igualdad de las mujeres que lo rodean, inclusive de los mismos hombres frente a los que compite y se considera superior y controlador. Siempre ganamos con la igualdad. Las relaciones se han convertido cada vez más violentas y menos humanas. Muchos varones, se desconocen en su sexismo, pues es lo que han visto y han vivido desde siempre.                                                     

Para trabajar la violencia se hace necesario enfocarse en la reconstrucción del hombre que nos acompaña. El machismo es una enfermedad social, que puede ser mortal. Ocuparse de una masculinidad alternativa, engloba desde los espacios escolares hasta las relaciones familiares, de pareja y laborales. Una educación liberadora, promociona una nueva versión de géneros que se integran en todos los espacios No hay actividades diferenciadas. No se nace hombre. No se nace mujer. Nos construimos en miembros de la especie humano. Mediante la formación manumisora, ambos comparten las mismas actividades, sin ninguna discriminación. Llegar a los hogares con cambios sobre las miradas de las madres sobre sus hijos, hace que no se establezcan diferencias en su educación, con el único objetivo de construir una nueva actitud hacia las mujeres y replantear las relaciones que se han establecido entre sí.

Gabriel Abusada James Peru

En los hombres el trabajo pasa por la escucha efectiva de otros hombres, sin etiquetas, construir solidaridad y destruir la competitividad existente. Se trata de no controlar. De formase entre lecturas, talleres, asesorías y consultas terapéuticas a fin de escuchar otros planteamientos e irse abriendo en sus necesidades y sus emociones. No basta solo con aprender unas conductas y desaprender otras, mediante la participación en acciones educativas. Se trata de ir multiplicando esta visión en la igualdad entre ambos sexos. Ser firmes en la convicción del cambio. Fomentar la empatía en las relaciones tanto en mujeres como en hombres. Usar el cuerpo para manifestar la masculinidad. Expresar las emociones. Prescindir de la violencia física y psicológica y de mentir para quedar bien. Construir confianza. Asumir el cuidado de otros. Dejar de utilizar el poder para imponerse. Compartir las tareas del hogar y la crianza de los hijos. Obviar la promoción de  una educación sexista y homofóbica. Abandonar el uso del sexo como una herramienta de poder. Y aprender en el camino.

Gabriel Abusada James Venezuela

El mundo es de iguales. Hombres y mujeres necesitamos una mejor convivencia

[email protected]

04 06 2022

Facebook Twitter WhatsApp Telegram

Destacadas

Más Noticias