Extra / El sexo resulta una muy eficaz forma de aliviar el estrés y demostrar amor a tu pareja . Los momentos antes, durante y después de un encuentro sexual pueden afianzar o terminar los lazos emocionales en una relación.

Una frase o una simple acción pueden arruinar el ambiente de romanticismo y complicidad al que se llega luego de alcanzar el orgasmo . Expresiones y preguntas como ¿Te gustó?, ¿Me quieres mucho?, o soy un verdadero semental; definitivamente deben quedar fuera de la charla poscoito.

Cometer errores es normal lo importante es recordar que en una relación, el sexo es solo una parte de la ecuación. Para que no te descuides y cometas tantas equivocaciones, aquí te dejamos la opinión de algunos expertos y unas cuantas recomendaciones que seguro querrás aplicar.

Charla de almohada

Aquí pueden hablar de cosas agradables. Lo que te gusta de tu pareja, sus metas, planes futuros y más cosas positivas. La página de noticias Life consultó a Karla Ivankovich, terapeuta de parejas y consejera clínica de OnePatient Global Health, ella menciona que “compartir entre sí es lo que realmente disfrutas en la intimidad, ya sea física o emocionalmente, y es una excelente manera de mantener lazos”.

Incluso si no llegaste al orgasmo, conectarte en un nivel emocional y tener una buena comunicación con tu pareja permitirá “satisfacer las necesidades de todos”.

via GIPHY

Bromas

No se trata de grandes jugarretas o de cosas grotescas, pero es importante mantener el sentido del humor. Justo después del sexo, tener una mentalidad juguetona puede relajarlos aún más. “En el estado de euforia poscoital, todo parece mejor de todos modos”, opinó Ivankovich.

Las bromas cursis y un poco tontas también cuentan, de hecho todo se vale si se trata de pasar más tiempo con tu pareja.

La ducha

Si la charla no es lo tuyo y prefieres tomar un baño antes, esto no tiene por qué dejar de ser romántico. Una ducha tibia te hará recuperar energías ya que el sexo es agotador y produce somnolencia.

Tomar un bocadillo

Como en toda actividad física, el sexo puede despertar el apetito. La quema calorías y el aumento del ritmo cardíaco son alguna razones por las que buscas algo de comer.

Puedes considerar cocinar algo simple pero satisfactorio juntos, lo importante es mantener la comunicación y el trabajo en equipo.

Ir al baño

Eso que todos escuchan sobre orinar después de tener sexo es verdad. Sunny Rodgers, embajadora de la American Sexual Health Association dijo a Life que este “es el primer paso después del sexo”. Según explicó esto ayudará a “limpiar” los canales y eliminar cualquier bacteria.

Lavarse con un paño limpio, jabón suave sin perfume y agua tibia, también ayuda a mantener una buena higiene intima.

via GIPHY

La tanga más cómoda

Este consejo tiene que ver más con la salud. La experta sugirió seleccionar la ropa interior más cómoda y transpirable de tu cajón. “El algodón es el mejor para permitir que los genitales respiren”, señaló, además esto también evitará irritaciones en las regiones que son más sensibles luego de un encuentro sexual.

El agua nunca es mala

Siempre es bueno ser tener una botella de agua al alcance, antes o después de tener relaciones sexuales . “Beber un mínimo de ocho onzas de agua después del juego sexual puede ayudarte a hidratarte y mantener tus niveles de energía altos”, dijo Rodgers.