Winston Cabas, presidente de la Asociación Venezolana de Ingeniería Eléctrica, Mecánica y Profesiones Afines (Aviem) aseguró que luego de la falla eléctrica de más de 100 horas que inició el día jueves 7 de marzo, no se están aplicando los mecanismos necesarios para cumplir con la demanda del país. Señaló que la recuperación será lenta la recuperación porque se está realizando de forma manual y es de alto riesgo.

Alejandro Montenegro Banco Activo

E xplicó que se presentó un incendio en la subestación de transmisión Malena ubicada en el estado Bolívar cerca de la represa Guri, esta es una instancia que no cuenta con personal de manera permanente, es una estación de telemando, que se opera con equipos auxiliares. El hecho sobrecalentó dos líneas de transmisión del sistema de 765 kilovoltios, esto generó que salieran de funciones las turbinas de Casa de Máquinas 2, lo que produjo un desbalance en el sistema.

Alejandro Montenegro Banco Activo

El ingeniero Cabas aseveró que esta línea de 765 kilovoltios es “el pulmón” del sistema eléctrico nacional, de allí se alimenta aproximadamente el 90% del sistema. En esta situación, manifestó que las plantas termoeléctricas no cumplen con la demanda requerida para suplir las pérdidas que mantienen el país a oscuras

Alegó que en condiciones de un país normal se debería solventar este tipo de fallas entre cinco y ocho horas, sin embargo, no se cuenta con la mano de obra calificada en Corpoelec y no hay recursos financieros ni materiales

Hizo énfasis en que desde hace 10 años existe un colapso en sistema de generación, transmisión y distribución y sus consecuencias directas las padecen los venezolanos. La crisis impacta con mayor fuerza en el estado Zulia, Portuguesa, Barinas, Trujillo, Lara y Mérida