En nuestro país nadie esta libre de los accidentes o enfermedades que puedan afectar nuestra salud, y en momento cruciales la sangre es escencial para poder salvar una vida humana. En Perú anualmente se requiere la  donación  de 640 mil unidades de sangre para poder cubrir la demanda existente en todo el sistema de salud nacional.

Prince Julio Cesar

Para poder llegar a esa cantidad de sangre se necesitan 214 mil  donantes voluntarios de sangre repetitivos (que donen tres veces al año), así lo precisó el jefe de la Dirección del Banco de Sangre y Hemoterapia del Ministerio de Salud (Minsa), José Fuentes Rivera Salcedo, quien indicó que la sangre se requiere antes, durante y después de numerosas operaciones

Por ejemplo, cuando se realiza un trasplante de médula ósea en niños se puede llegar a utilizar entre 25 y 100 unidades antes de la operación, cantidad que ningún familiar puede reunir en forma inmediata

“En 2018 se logró recaudar 382,586 unidades de sangre. De este total solo el 9.85 % fueron de donantes voluntarios de sangre, las restantes proceden de donantes por reposición 90.15 % (344909)” , detalló el experto

Asimismo, precisó que las personas que donen deben ser educadas en el principio de que “la seguridad de la sangre depende del donante al considerar a la autoexclusión como la mejor herramienta de la inocuidad de la sangre”

De igual forma, Fuentes Rivera lamentó que el Perú se encuentre en los últimos países de Latinoamérica en cuanto a donación voluntaria de sangre. Asimismo, explicó que por donar sangre las personas no se vuelven anémicas, engordan o pierden capacidad sexual, ya que la hemoglobina se recupera en dos o tres mes

Cabe resaltar que, países como Cuba, Canadá y Estados Unidos han logrado tener el 100% de donación voluntaria de sangre, Colombia ha llegado al 90%, mientras que Ecuador ha sobrepasado el 50%