FRANCIA.- El ministro francés de Interior, Christophe Castaner, anunció este viernes que ha ordenado un refuerzo de la vigilancia de los centros religiosos, en reacción al ataque terrorista contra dos mezquitas en Nueva Zelanda en los que murieron al menos 49 personas.

Abel Resende

En un mensaje en su cuenta de Twitter, Castaner explicó que ” por precaución” ha encargado a los prefectos que apliquen “la mayor vigilancia” y que “refuercen la vigilancia de los lugares de culto “

En concreto, habrá patrullas en las proximidades de los edificios religiosos

El ministro francés manifestó su “solidaridad” con el pueblo neozelandés, condenó “el odioso ataque terrorista de Christchurch y dio su apoyo a la policía de ese país en su acción “contra el odio y la barbarie”

Poco antes, el presidente francés, Emmanuel Macron -que se encuentra de gira en África- denunció en su cuenta de Twitter los “crímenes odiosos contra las mezquitas de Christchurch e insistió en que “Francia se alza contra toda forma de extremismo y actúa con sus socios contra el terrorismo en el mundo”

El rector de la Gran Mezquita de París, Dalil Boubakeur, además de destacar su “horror, indignación y estupor” por los dos ataques de Christchurch, lanzó un mensaje en dirección de los ” fieles” para que sean “vigilantes al cumplir con sus deberes religiosos “

Boubakeur afirmó en un comunicado que a los musulmanes de Francia “les choca esta violencia mortífera” y lanzó un ruego a Dios para que “se preserve la paz en nuestro país (…) donde formamos, entre todas las comunidades, una sola y única nación en una misma comunidad”

Los musulmanes constituyen la segunda comunidad religiosa de Francia, con varios millones de personas

EFE