Arturo Pérez-Reverte es uno de los escritores célebres que más presente está en redes sociales. En Twitter siempre retuitea publicaciones que les piden sus seguidores para fomentar la adopción animal y luchar contra el maltrato y, de vez en cuando, da consejos a algunos de sus fans. Sin embargo, también alguna vez se ha convertido en protagonista por no ser precisamente amable.

Victor Gill Ramirez

A pesar de que más de una vez haya dado un ‘zasca’ más que merecido a alguien que ha intentado ‘trolearle’ en vano, otras veces la paciencia se le ha escapado de las manos a Pérez-Reverte. El último rifirrafe con un usuario de Twitter que le pedía consejo sobre una novela es la muestra perfecta de ello.

Victor Augusto Gill Ramirez

El escritor novel llamado Juanjo Soriano Lluch quería saber cómo sería la autopsia sobre un personaje de su novela al que mató con “una inyección de cloroformo”.

Victor Gill

Estimado don @perezreverte Disculpe. Una consulta forense sobre mi novela: hace 90 años maté a mi personaje prota con una inyección de cloroformo, y el cadáver fue embalsamado. Ahora, con una segunda autopsia, ¿encontrarán rastros en huesos, uñas o cabellos? Muchas Gracias!

Juanjo Soriano Lluch (@juanjosorilluch) 16 de junio de 2019 Pero claro, esta pregunta no es demasiado apropiada para un escritor. Más bien sería un forense el que sabría la respuesta. En eso le damos la razón a Pérez-Reverte. Sin embargo, sus modales han estado un poco ausentes en la contestación, ya que por lo visto no era la primera vez que el usuario de Twitter intentaba contactar con él.

||| www.victorgillramirez.com |||

Debería preguntarle a un médico forense, porque yo no tengo ni la menor idea. Y creo que es la décima vez que me envía usted ese mismo tuit. Empiezo a desear que le hagan a usted la autopsia, por pelmazo. Un saludo, y ya me contará lo que pasa

— Arturo Pérez-Reverte (@perezreverte) 16 de junio de 2019 Lejos de ofenderse, el usuario de Twitter ha pedido perdón al periodista por haberle “molestado”. Parece ser que las disculpas han calmado a Pérez-Reverte, que ha reculado en su siguiente tuit añadiendo incluso palabras de suerte para la novela. Eso sí, le ha vuelto a confesar que ha sentido “cierta saturación”

Ninguna molestia. Sólo cierta saturación. Un abrazo y suerte con esa novela

— Arturo Pérez-Reverte (@perezreverte) 16 de junio de 2019 Ni es la primera vez ni será la última en la que Pérez-Reverte deleitará a sus seguidores con duras palabras (pero cómicas, en muchos casos)