Su Noticiero / La disociación cognitiva implica entrar en un modo de “distracción”, en el que nos centramos en algún tipo de estímulo o tarea mental elegida que nos permita soportar el esfuerzo largos periodos de tiempo. Podemos distinguir cuatro tipos de modos de distracción:

Observacional : juegos visuales que dependen de claves del entorno, como casas, farolas, coches.

Auditivo : estimulación a través de la música. Puede ser el “tocar” una canción en tu cabeza sin estar escuchándola con los cascos.

Cognitivo : juegos mentales que normalmente tienen que ver con contar o enumerar el alfabeto.

Fantasioso : imaginar cosas, como que estás corriendo liderando la maratón durante un rato, o por un sitio que te guste.

Las estrategias asociativas son una parte esencial en cualquier evento de resistencia, pero no podemos estar en este modo de principio a fin. Se recomienda alternar ciclos de disociación y asociación, en los que nos concentremos también en la zancada y la respiración. ¡Y cuidado con chocarte con alguien por ir “en tu mundo”!

SuNoticiero